Reaccionamos en 150 milisegundos ante un estímulo externo sea táctil, auditivo o visual. “La conectividad 5G tiene la capacidad de bajar el tiempo de reacción de la red a 5 milisegundos”.

Los primeros ‘smartphones’ con tecnología móvil 5G llegarán en la primera mitad de 2019. Ya han sido varias las marcas que han anunciado sus dispositivos con conexiones de datos de quinta generación, entre ellas Samsung, Huawei o Motorola.

Esta quinta generación de telefonía móvil facilitará al usuario una conexión mucho más rápida, un ancho de banda masivo y una mayor fiabilidad de la Red.

Hay que tener claro que disponer de un smathphone 5G no equivale automáticamente a poder disfrutar de esta conectividad. Una parte muy importante de la ecuación está determinada por los operadores de telecomunicaciones y el despliegue de antenas 5G.

Esta red inalámbrica más rápida y expansiva beneficiará además al llamado Internet de las cosas, a la realidad virtual o a los vehículos del futuro.

La eficacia de los vehículos que cuentan con tecnología 5G depende del resto del ecosistema de ciudad conectada. Tanto la infraestructura pública como la de telecomunicaciones tienen que adaptarse a estas nuevas necesidades. “Estamos evolucionando nuestras redes hacia el 5G. Uno de los pasos hacia ese objetivo es acercar capacidad de procesado al usuario y así reducir el tiempo de respuesta de la red”, indica Leticia López, portavoz de Telefónica, quien asegura que “gracias a esto, podemos ofrecer avisos al conductor y gestionar el tráfico en tiempo real”.

Toda esta revolución de conexión 5G está presente este año, aunque aun esperaremos los usuarios  de Apple ya que han asegurado que no tiene prisa en sacar un iPhone 5G y que esperará al menos hasta 2020 para hacerlo.

referencia: www.diarioinformacion.com / www.muypymes.com